El Albacete Balompié fuerza los penaltis pero el Levante se adjudica el...

El Albacete Balompié fuerza los penaltis pero el Levante se adjudica el XXIII Trofeo Ciudad de Albacete

Los granotas se pusieron cero a dos arriba con los tantos de Morales y Roger, pero primero Caro, antes del descanso, y Rei Manaj, en la recta final, pusieron las tablas. En la tanda, que llegó a ocho turnos, los fallos de Susaeta, Alfon y Caro condenaron al Albacete

El Albacete tutea al Levante pero cede en su presentación. Foto: @LevanteUD

Se presentó con derrota pero dejando buenas sensaciones el Albacete Balompié ante su afición. El conjunto de Luis Miguel Ramis cayó derrotado en el XXIII Trofeo Ciudad de Albacete frente al Levante UD a pesar de igualar un 0-2 adverso y conducir el choque a la tanda de penaltis. El encuentro tuvo un dominador en cada parte del mismo. El cuadro de Paco López comenzó intimidando y en una primera mitad de intermitencias recurrió a su efectividad de cara a puerta para adelantarse en el electrónico hasta en dos ocasiones gracias a los aciertos de Morales y Roger. Los granotas, incluso, se permitieron el lujo de errar una pena máxima y el Albacete prometió guerra para el segundo acto tras recortar distancias por medio de Caro. Ya en los segundos 45 minutos, los manchegos dieron un paso al frente, por momentos embotellaron a un rival de Primera y en el periodo en el que parecía más calmado el partido fue Rei Manaj quien obró el empate. Así pues, el torneo tuvo que decidirse desde el punto fatídico y, pese a que Alfon tuvo lanzamiento para ganar, al final el Levante se alzaría vencedor.

Luis Miguel Ramis dispuso un Albacete Balompié con 4-2-3-1 de dibujo para enfrentar al Levante. Tomeu Nadal formó en portería y su línea defensiva la compusieron Arroyo, Caro, el canterano Álvaro García y Álvaro Tejero. Erice y Eugeni integraron el doble pivote, mientras que por delante de ellos actuó Aleix Febas y en las bandas estuvieron Bela y Acuña. En punta de ataque no hubo sorpresas con la aparición de Roman Zozulia. El duelo empezaría con los visitantes en una actitud más incisiva e incluso efectuarían el primer disparo a puerta a través de Doukouré, aunque Tomeu Nadal detuvo el intento sin apuros. La réplica del Albacete se produciría pocos minutos después con Caro y Acuña como protagonistas. En primer lugar, Eugeni colgaba una falta lateral al segundo palo y Caro, libre de marca, era incapaz de mandar el cuero entre palos. Posteriormente sería Tejero, de los mejores durante el primer tiempo, quien encontró a Acuña con un envío muy pasado y esta vez el testarazo del paraguayo terminaba en poder de Oier.

Mientras que Álvaro Tejero se destapa como uno de los más activos entre los locales, Jérémie Bela no conectaba al partido. En una de las pérdidas del francés, Roger habilitaba a Morales y éste, nada más pisar área, armaba un derechazo cruzado que obligaba a Tomeu Nadal a emplearse a fondo y culminar una fabulosa intervención. El encuentro se desarrollaba con poco ritmo, a intermitencias, y al filo de la media hora abriría el marcador el Levante. Los visitantes trenzaron jugada hasta que la bola le llegó a Jason en banda derecha. El ex del Alba, desde línea de fondo, sacó un preciso centro que Morales, en el segundo palo, definió de maravilla sin dar opción a Tomeu Nadal. Apenas tres minutos después la situación pudo empeorar, ya que Álvaro García trabó a Roger dentro del área, pero el ariete mandó su ejecución del penalti por encima del travesaño.

El Levante atravesaba sus minutos de mayor lucidez en el choque y sólo un libre directo de Eugeni que terminó en manos de Oier supuso un paréntesis al dominio visitante. De hecho, los de Paco López ampliaron ventaja en el minuto 39. En una triangulación en balcón del área, otra vez la bola le llegó a Jason en lado derecho y su milimétrico servicio al segundo palo lo remató Roger a placer. De esta forma, el Trofeo Ciudad de Albacete comenzaba a tomar claramente tintes azulgranas, pero al borde del descanso José Antonio Caro se valió de un balón suelto en el área tras centro de Bela para, con la puntera derecha, poner el cuero fuera del alcance de Oier y devolver a su equipo al partido.

Convincente Albacete en la reanudación
La sucesión de sustituciones típica de los amistosos de pretemporada arrancó durante el descanso. Ortuño, Lado y Susaeta eran los primeros en ingresar en lugar de Acuña, Álvaro García y Eugeni. Lo cierto es que le sentaron bien los cambios al equipo de Ramis, dueño del juego en el primer cuarto de hora de la segunda parte. Prueba de ello fueron las ocasiones generadas por los blancos. Primero probaría fortuna Susaeta mediante su especialidad, ejecutando un libre directo que botó delante de Oier y que el meta granota se quitó de encima como pudo. Seguidamente, el propio Néstor Susaeta enviaba al área otra falta lejana y Ortuño, tras ganarle la partida a su par, conectó un cabezazo que se perdió lamiendo la escuadra. Para terminar de evidenciar la reacción blanca, Susaeta y Bela intentaron sorprender a Oier con sendos disparos lejanos, pero el ex portero del Barça atrapó los chuts en ambas ocasiones.

Luis Miguel Ramis, mientras tanto, continuaba dando entrada a jugadores frescos y en el ecuador del segundo tiempo fueron Rei Manaj, Jean Jules, Febas, Barri y Alfon quienes reemplazaron a Zozulia, Erice, Febas, Bela y Arroyo. Esta vez la oleada de sustituciones no tuvo el mismo efecto de revolución que al inicio del segundo acto y el choque se sumió en un periodo de calma que no interesaba al Albacete Balompié. Sin embargo, al rescate acudió el albanés Rei Manaj, que en el 81’ se adelantó a todo el mundo en el primer palo para desviar con la puntera una falta botada por Susaeta y dejar sin respuesta a Oier. Antes del pitido final, tanto Albacete como Levante tuvieron opciones de rematar la faena. Primero Oier salvó milagrosamente una llegada en superioridad local en la que un zaguero granota estuvo a punto de marcar en propia puerta. Por último, Rochina trataría de superar a Tomeu Nadal desde inmediaciones del área, pero su duro disparo se topó con los puños del mallorquín.

No quedó más remedio que decidir al campeón desde los once metros. En el primer turno, Rubén García mandó su ejecución a las nubes y Rei Manaj cumplió con el trámite para dar ventaja al Albacete. No obstante, el gol de Rochina y la gran parada de Oier a lanzamiento de Susaeta igualaban el tanteo. Posteriormente, Moses Simon y Ortuño mandaban el balón a la red en el tercer turno y Raphael y Ortuño hicieron lo propio en su momento de patear. Con la tensión del quinto, tanto Prcic como Lado demostraron mucha personalidad al convertir de forma solvente. Un turno después, Tomeu Nadal le daría a su equipo la opción de ganar al adivinarle las intenciones a Rober Pier, pero Oier también le ganó la partida a Alfon. A continuación, tanto Pedro López como Jean Jules ejecutaron perfectamente y toda la presión recayó sobre Caro en el octavo turno después de que Toño García superase a Tomeu. Esta vez, sin embargo, el central del Albacete vio cómo su lanzamiento se encontraba con un soberbio Oier.

En definitiva, deja buen sabor de boca el Albacete Balompié en su última prueba antes del debut liguero. La próxima vez que los pupilos de Luis Miguel Ramis pisen el Carlos Belmonte será en el comienzo de competición ante el Deportivo el 17 de agosto.

Comentarios